El Primer diccionario de medicina ilustrado es un libro que pretende explicar el significado y el uso de las palabras que los niños y las niñas escuchan y utilizan cuando hablan de salud y de las enfermedades. Este diccionario está dirigido a niños y niñas de seis a doce años. En su elaboración han participado 1200 alumnos y alumnas de segundo, tercero y cuarto grado de la escuela primaria y es el primer diccionario de medicina para niños y niñas en español.

1 | ¿Qué es un diccionario y cómo se lee?

Un diccionario es un libro de consulta que explica el significado de las palabras, cómo se escriben y cómo se usan. Este diccionario de medicina recoge las palabras que utilizan los médicos, otros profesionales de la salud y los niños cuando se habla de temas relacionados con la salud.

2 | ¿Qué contiene el diccionario?

El dicionario contiene palabras que sirven para hablar de la salud, presentadas en orden alfabético, explicaciones con dibujos que las representan y con información como la categoría gramatical de las palabras (si son nombres masculinos o femeninos), información de cómo se han creado ciertas palabras, relaciones entre las palabras del diccionario, o información sobre los contextos en que las usamos. También contiene un atlas con 8 dibujos sobre el cuerpo humano, en el que además se indican otros términos, y actividades interactivas para que explores el diccionario de una manera divertida.

3 | ¿Qué tipo de palabras encontrarás?

Este primer diccionario de medicina incluye las palabras principales que usan los expertos en salud (como los médicos, los enfermeros, los fonoaudiólogos, los dentistas, etc.) con un significado específico. Los niños y la niñas como vos han escuchado y utilizado muchas de estas palabras (alergia, ambulancia, caries, vacuna, jarabe, etc.) y puede que ya sepas muchas cosas de algunas de ellas, pero no de todas. Seguramente, habrá otras que no escuhaste nunca o no sabes exactamente qué significan (anorexia, asma, autismo, cáncer, ecografía, enfermedada rara, panicilina, neumonía, síndrome de Down, traumatismo, varicela, virus). Este diccionari quiere explicártelas de manera fácil y comprensible.

4 | ¿Qué información acompaña cada palabra?

De cada palabra se te da la categoría gramatical (si es un nombre masculino o femenino), una explicación del significado (es decir, qué es, como es, para que se usa, quién la utiliza, etc.) que se acompaña de un dibujo hecho por un niño o una niña para ayudar a hacer más claro qué significa la palabra. En algunas ocasiones, también hay informaciones para saber en qué situaciones comunicativas solemos usar un término (por ejemplo, de lipotimia se dice que “popularmente usamos desmayo” , o en la palabra dolor de garganta se comenta que “Cuando nos hace daño el cuello porque tenemos una infección, los médicos usan amigdalitis, que es una palabra especializada”) o de donde proviene una palabra (por ejemplo, de otitis se dice que “viene del griego antiguo ot-, que quiere decir ‘oreja’ y –itis, que quiere decir ‘inflamación’”). Otras veces se dan informaciones que quieren deshacer ideas que a veces tenemos sobre determinadas realidades y que no son ciertas (por ejemplo, de Síndrome de Down se avisa de que no es una enfermedad, o que sobrepeso y obesidad no se deben confundir).

Cuando una palabra se puede decir de maneras diferentes, se recogen todas y se explica en qué casos se usa una y en qué situaciones otra, como por ejemplo moratón y hematoma o cefalea y dolor de cabeza. La explicación de qué significa se da solo en una palabra, que suele ser la que usan los médicos, y todas las demás remiten  a ella (por ejemplo, en dolor de cabeza pone “Consulta cefalea”).

En todas las explicaciones se marca de color azul marino las palabras que también están explicadas en alguno otro lugar del diccionario y de color lila las palabras que están ilustradas en uno de los dibujos del atlas.

Código de colores

diccionario

atlas

actividades

5 | ¿Cómo lo hemos hecho?

Este diccionario es una obra que se ha hecho de manera colaborativa a partir de conocimiento compartido y acumulativo. Durante tres cursos escolares, 1.200 niños de 8 escuelas han trabajado para explicar y dibujar unas 200 palabras. Estos niños de segundo, tercero y cuarto de primaria se han convertido en pequeños-grandes lexicógrafos (que son las personas que hacen diccionarios). Todo este material ha sido digitalizado y procesado por un grupo de 12 estudiantes universitarios. Diferentes expertos en lengua, didáctica y medicina, primero han deconstruido las explicaciones de los niños y después las han construido de nuevo. Las explicaciones e informaciones que se te ofrece sobre las palabras se han seleccionado y elaborado a partir del conocimiento acumulativo que habían aportado todos estos pequeños-grandes lexicógrafos. De forma que ninguno de ellos ha escrito una definición del diccionario, pero entre todas las informaciones que han aportado se ha construido la explicación de las palabras del diccionario. Un secreto: a veces hemos añadido alguna información que no había aportado ningún escolar porque hemos pensado que podía ayudarte a acabar de entender mejor una realidad.

Estos expertos han elaborado las definiciones con un lenguaje comprensible y, muchas veces han utilizado palabras que han usado los escolares en las definiciones de los niños. Además, todas las palabras especializadas de la medicina que se usan para definir las puedes encontrar también explicadas dentro de los diccionario o indicadas en el atlas; en algunas ocasiones se ha optado por explicarte el significado de una palabra dentro de la definición (por ejemplo, dentro de la palabra farmacia se define también parafarmacia). Los expertos han seguido un modelo de definición que incluye oraciones que se dirigen a ti. En algunas ocasiones han añadido información para deshacer malentendidos que habían detectado en las explicaciones de los escolares y, de este modo, en muchos casos la información adicional tiene una finalidad didáctica. Para cada definición los expertos han seleccionado uno o dos dibujos.

Además, encargamos a Naia Oliver, una alumna de sexto de primaria de la escuela Annexa Joan Puigbert, los dibujos del atlas del cuerpo humano y de un botiquín, para poder completar los términos básicos de la medicina de una manera visual.

En conjunto, creemos que te proponemos un diccionario original porque se adecua a las necesidades de los niños de primaria y porque está hecho a partir del conocimiento acumulativo de niños y niñas de 8-10 años, y también porque es un diccionario escolar especializado temáticamente.

6 | Aviso importante

En el interior del diccionario, el uso del masculino como genérico para referirse al masculino y al femenino no responde a ninguna voluntad de discriminación sexista, sino a un uso eficiente y conciso propio de la lengua española y de la mayoría de las lenguas románicas, como el catalán, el francés o el italiano. De manera que cuando decimos, por ejemplo, médico, incluimos a todos los médicos y médicas. O cuando hablamos de enfermeros, nos referimos en todos los enfermeros y a todas las enfermeras. Del mismo modo, cuando hablamos de niños queremos hablar, naturalmente, de todas las niñas y de todos los niños.

7 | ¿Quién lo ha hecho?

¡Un diccionario es una obra de un equipo!

Queremos agradecer la colaboración de todos los que han participado. En primer lugar, un agradecimiento muy grande a los artífices de la obra: los niños y las niñas de segundo, tercero y cuarto grado de primaria de las escuelas Annexa-Joan Puigbert (Girona), Escaladei (Cerdanyola del Valles), Oriol Martorell (Barcelona), Sant Jordi (Pineda de Mar), Sant Nicolau (Sabadell), Santiago Ratés (Vilajuíga), Vallmanya (Sant Esteve de Palautordera), Vedruna Immaculada (Barcelona), y a los maestros que, entre los años 2015-2018, han acompañado con constancia y profesionalidad su trabajo durante este proyecto lexicógrafo pionero.

Al Colegio Oficial de Médicos de Girona y en especial a su presidente actual, el Dr. Vilaplana, que ha creído en el proyecto desde el principio y ha facilitado la edición del diccionario en catalán. También a los pediatras del Colegio: Lluís Mayó, José Manuel Sin, Pilar Vicente, que desde la experiencia han analizado la información como médicos y han hecho aportaciones muy valiosas para asegurar la calidad y veracidad cognitiva del diccionario.

Al Hospital Italiano de Buenos Aires, que valoró la originalidad de la obra y apostó por la edición del diccionario en español, demostrando una vez más que es una institución que siempre apuesta por la innovación prospectiva. Especialmente, al doctor Daniel Luna, que con su hacer siempre emprendedor y enérgico hizo fácil el camino, y al doctor Esteban Rubinstein, director de Del hospital ediciones, que se entusiasmó con el proyecto, defendió su publicación y colaboró en la edición y la adaptación del diccionario. También a Mariana Rossi, por gestionar tan eficazmente su edición, y a Graciela Degraf por su importante gestión.

Mi más sincero agradecimiento a M. Teresa Cabré; su maestría hizo que me planteara un trabajo en lexicografía especializada escolar que fuera capaz de respetar el Principio de adecuación que proponía en su Teoría Comunicativa de la Terminología. Esta asunción supuso un reto metodológico importante en la concepción de Mi primer diccionario de ciencia, así como en la elaboración del Primer diccionario de medicina ilustrado.

El equipo de expertos lingüistas ha estado formado por:

Mariona Arnau, Aida Celemín, Nuria Clapés, Julia Flores, Laura Llort, Marina Maimó, Lidia Ramos, Marta Roviralta, Carla Solé, Claudia Tarrago, Yingfeng Xu, alumnas y colaboradoras activas del proyecto. Les agradezco el interés que han puesto en las tareas de selección, automatización y primera redacción de las definiciones. Se iniciaban en el campo de la investigación y lo han hecho con mucha aptitud y vitalidad.

Jorge M. Porras-Garzón y Laia Vidal-Sabanés, que han participado con entusiasmo dinamizando el equipo de automatización, procesando los datos y elaborando definiciones.

Ellos han sido uno de los principales motores impulsores del proyecto.

Silvia Llach y Silvia Grisó, que han hecho una revisión lingüística de las definiciones con ojo crítico y experto. Ona Doménech, que ha participado en la lectura final de todos los materiales y ha aportado sabios consejos. En algunas de las decisiones que hemos tomado, hemos seguido sus ingeniosas recomendaciones.

También queremos agradecer a Nuria Clapés y Lidia Ramos, estudiantes del último curso de Traducción e Interpretación de la Universidad Pompeu Fabra, que hicieron una muy competente y cuidadosa primera traducción del texto al español. Y a Estela Servente, experta y eficiente traductora del Colegio de Traductores de Buenos Aires, que revisó la traducción y la adaptó al español de Argentina.

En último lugar, aunque en el fondo tendría que ser el primero, porque ella me dio las fuerzas para empezar este nuevo proyecto después de Mi primer diccionario de ciencia, agradezco a mi hija Sara, su constante persistencia, alegría e ilusión en pedir cuándo haríamos otro diccionario, uno en el que pudiera participar:»¡Mamá, tienes que hacer un diccionario para que podamos participar todos los de mi clase, pero este tiene que ser de color verde!».

 

Rosa Estopà
Girona, abril  de 2019

diccionario

Corpus lexicográfico del diccionario, ordenado alfabéticamente.

atlas

8 láminas ilustradas sobre el cuerpo humano y otros contenidos relacionados con la salud y la medicina.

actividades

Juegos interactivos para acercarse de forma divertida al contenido del diccionario.